websport.es.

websport.es.

Cómo mejorar la resistencia de natación con entrenamiento de intervalos

Introducción

La natación es un deporte que requiere una gran resistencia para poder mantener un ritmo constante durante largos periodos de tiempo. Los nadadores deben ser capaces de mantener una buena técnica y velocidad mientras se enfrentan a la fatiga y el agotamiento. En este artículo, exploraremos cómo mejorar la resistencia de natación con entrenamiento de intervalos.

¿Qué son los entrenamientos de intervalos?

Los entrenamientos de intervalos son un tipo de entrenamiento en el que se alterna el esfuerzo intenso con períodos de recuperación activa o descanso completo. El objetivo principal de este tipo de entrenamiento es aumentar la capacidad del cuerpo para procesar el oxígeno y eliminar el ácido láctico.

¿Cómo funcionan?

Los entrenamientos de intervalos funcionan aumentando la intensidad del ejercicio durante un período corto de tiempo, seguidos de un período de recuperación. El cuerpo se adapta a este tipo de entrenamiento aumentando la cantidad de oxígeno que puede procesar, lo que a su vez aumenta la resistencia del cuerpo al ejercicio de larga duración.

Tipos de entrenamientos de intervalos

Existen varios tipos de entrenamientos de intervalos que pueden ayudar a mejorar la resistencia de natación. Estos son algunos de los más comunes:
  • Entrenamiento de intervalos de corta duración: Este tipo de entrenamiento se enfoca en repetir ejercicios de alta intensidad por períodos de tiempo cortos, seguidos de períodos igualmente cortos de recuperación.
  • Entrenamiento de intervalos de larga duración: Este tipo de entrenamiento se centra en ejercicios de alta intensidad durante períodos prolongados de tiempo (generalmente más de un minuto), seguido de períodos de recuperación.
  • Entrenamiento en pirámide: Este tipo de entrenamiento alterna ejercicios de intensidad creciente y decreciente, con períodos de recuperación.
  • Entrenamiento de resistencia: Este tipo de entrenamiento se concentra en la resistencia muscular general, lo que puede ser útil para mejorar la resistencia de natación a través del fortalecimiento de los músculos.

Ejercicios de intervalos para natación

Los siguientes son algunos ejercicios de intervalos que se pueden realizar para mejorar la resistencia de natación.

1. Series de 50 metros

Este ejercicio implica nadar 50 metros de manera intensa, seguido de una recuperación activa. Se pueden realizar múltiples series de 50 metros con períodos de descanso activo de alrededor de 20-30 segundos entre cada serie.

2. Series de 200 metros

Este ejercicio implica nadar 200 metros a una velocidad moderadamente alta, seguido de una recuperación activa. Se pueden realizar múltiples series de 200 metros con períodos de descanso activo de alrededor de 1-2 minutos entre cada serie.

3. Entrenamiento en tándem

Este ejercicio implica nadar con un socio y alternar periodos de ejercicios intensos y moderados. Por ejemplo, un nadador podría nadar 50 metros a alta velocidad, seguido de 50 metros a un ritmo moderado, mientras que su pareja hace lo contrario.

4. Entrenamiento con pesas

El entrenamiento con pesas se puede utilizar para mejorar la resistencia de natación fortaleciendo los músculos utilizados durante la natación. Algunos ejercicios que son particularmente útiles incluyen sentadillas, zancadas y flexiones.

Cómo integrar los entrenamientos de intervalo en la rutina de natación

Para integrar los entrenamientos de intervalos en la rutina de natación, se recomienda comenzar con un enfoque gradual. Comenzar con una o dos series de un ejercicio de intervalo y aumentar gradualmente el número de series a medida que el cuerpo se adapta al entrenamiento. También es importante planificar los entrenamientos de intervalos en días específicos de la semana en lugar de intentar hacerlo todos los días. Esto permite que el cuerpo tenga tiempo suficiente para recuperarse entre los entrenamientos, lo que es clave para evitar lesiones y el sobreentrenamiento.

Conclusión

Los entrenamientos de intervalos son una forma efectiva de mejorar la resistencia de natación. Los nadadores pueden utilizar diferentes tipos de ejercicios de intervalos, como series de 50 y 200 metros, entrenamiento en tándem, entrenamiento con pesas, para integrarlos en su rutina de entrenamiento. Recuerde que es importante planificar el entrenamiento con anticipación y aumentar gradualmente la intensidad para evitar lesiones. Con el tiempo y la práctica, los nadadores pueden mejorar significativamente su resistencia y rendimiento en el agua.