websport.es.

websport.es.

Windsurfing: navegando en altamar

Introducción

El windsurfing es un deporte acuático que combina la navegación y la vela con una tabla flotante. Es una actividad que se puede practicar en lagos, ríos y especialmente en el mar. Es un deporte emocionante y desafiante que requiere habilidad, fuerza y resistencia. En este artículo, exploraremos todo lo que necesitas saber sobre el windsurfing, desde su historia hasta los consejos para principiantes y las técnicas avanzadas.

Historia del Windsurfing

El windsurfing, también conocido como tabla vela o surf con vela, es un deporte relativamente joven en comparación con otros deportes acuáticos como la natación o el surf. Fue inventado por el surfista y navegante estadounidense Tom Morey en la década de 1960. En 1964, trabajando en su garaje, Morey construyó un prototipo de lo que llamó 'surf de vela', una tabla de surf con una vela montada en un mástil. La tabla vela se basó en el diseño de la tabla de surf y en las velas ligeras utilizadas para los botes pequeños.

Fue otro estadounidense, el ingeniero aeronáutico y navegante Hoyle Schweitzer, quien popularizó el deporte en la década de 1970. Schweitzer, quien había visto la tabla vela de Morey en una playa en California, comenzó a producirla en masa. Creó su propia empresa, Windsurfing International, y comenzó a vender la tabla vela en todo el mundo. En 1972, se celebró el primer campeonato de windsurfing en la isla de Maui, Hawái. Desde entonces, el deporte se ha expandido y ha ganado una gran cantidad de seguidores en todo el mundo.

Equipamiento

Para practicar windsurfing, necesitas algunos equipos básicos. En primer lugar, necesitas una tabla de windsurf. Las tablas de windsurf son más grandes y más anchas que las tablas de surf convencionales. También tienen una quilla que ayuda a estabilizar la tabla en el agua. Las tablas de windsurf están disponibles en varios tamaños y formas. Las tablas más grandes y anchas son ideales para principiantes porque proporcionan más estabilidad. Las tablas más pequeñas y estrechas son más adecuadas para navegantes avanzados que quieran realizar maniobras más complejas.

Además de la tabla, necesitas una vela y un mástil. La vela es la clave del windsurfing. Es lo que te impulsa a través del agua y te permite navegar. Las velas varían en tamaño y forma, lo que te permite adaptarte a diferentes condiciones de viento y agua. El mástil es el poste vertical que sostiene la vela y lo conecta a la tabla.

También necesitas un arnés. El arnés se coloca alrededor de la cintura y te permite transferir parte del peso del equipo de tus brazos a tu cuerpo, lo que reduce la fatiga muscular. Los navegantes también utilizan una cuerda de tracción, que se sujeta a la parte inferior de la vela y se utiliza para controlar la dirección y velocidad de la tabla.

Técnicas Básicas

Aquí hay algunas técnicas básicas que te ayudarán a empezar con el windsurfing:

Equilibrio

El equilibrio es clave en el windsurfing. Comienza poniéndote de pie en la tabla con los pies paralelos a la cresta de la tabla. Mantén las rodillas ligeramente flexionadas y el peso ligeramente hacia atrás. Coloca ambas manos en el mástil y mantén la vela frente a ti.

Navegación de frente

Una vez que te sientes cómodo en la tabla, puedes comenzar a navegar de frente. Apunta la tabla y la vela hacia donde quieres navegar. Coloca una mano en la parte superior del mástil y la otra en la cuerda de tracción. Incline la vela hacia atrás para capturar el viento y darle impulso a la tabla. Mantén tus rodillas ligeramente flexionadas y no pasen demasiado tiempo mirando tus pies y tabla. Mira hacia donde quieres navegar y realiza pequeños ajustes para mantener la dirección deseada. Por otro lado se debe mover la tabla en la dirección que se quiere, ya que la vela empuja en una dirección y la quilla no permite que se mueva en esa dirección, por lo que se debe mover el peso del cuerpo (pie de atras) en dirección a la que se quiere ir para que la tabla vuelva a apuntar hacia donde se desea.

Movimientos de velas

Cuando las condiciones de viento son favorables, puedes comenzar a experimentar con diferentes movimientos de vela. Uno de los más básicos es el tack, que es cambiar de dirección con viento en frente. Simplemente gira la vela hacia el otro lado de la tabla y cambia los pies de lugar.

Rescate y Una vez que te sientas cómodo navegando, debes familiarizarte con las técnicas de rescate y vuelco. Como en cualquier deporte acuático, es importante saber cómo mantenerse seguro en el agua. Si las condiciones de viento o agua cambian de repente y te encuentras en dificultades, debes saber cómo volver a la orilla. También es importante saber cómo voltear la tabla si se cae. En la mayoría de los casos, puedes voltear la tabla simplemente colocándote en el lado opuesto del mástil y aplicando presión para levantar la tabla y darle la vuelta. Siempre lleva un cordón o una correa para no perder la tabla en caso de que salgas de ella inesperadamente.

Técnicas Avanzadas

Cuando te sientas cómodo con las técnicas básicas, puedes comenzar a experimentar con técnicas más avanzadas. Aquí hay algunas que debes probar:

Maniobras de velas

Hay muchas maniobras avanzadas que puedes hacer con la vela, como el jibe, el carve gybe o el duck jibe. Cada uno de ellos es diferente pero todos implican una serie de movimientos para cambiar la dirección de la tabla. Estas maniobras son muy desafiantes, pero te darán mayor control y habilidad en el agua.

Olas grandes

Con experiencia suficiente  y una condición física adecuada también se puede practicar en olas grandes. Las olas grandes ofrecen una oportunidad para realizar saltos y realizar maniobras aéreas con la tabla. Si eres un navegante avanzado, debes probar a navegar en condiciones de olas grandes bajo la supervisión de un experto.

Conclusión

El windsurfing es un deporte emocionante y desafiante que puede ser disfrutado por personas de todas las edades. Es una combinación única de navegación y vela que ofrece una gran variedad de posibilidades en el agua. Con un buen equipamiento, técnicas básicas y mucha práctica, puedes convertirte en un navegante experimentado y disfrutar de su belleza y adquirir gran satisfacción, y así como con muchos deportes acuáticos, es importante tener siempre la seguridad en mente y tomar las precauciones necesarias para evitar lesiones. Si estás buscando una actividad divertida y emocionante en el agua, el windsurfing es definitivamente una excelente opción.